Mesa de Concertación para la Lucha contra la Pobreza
Anemia, desnutrición crónica y VIH-Sida afectan a la niñez Awajún y Wampis de Condorcanqui
  • Titular de la MCLCP indicó que situación es similar en Loreto y situación se agrava en zonas afectadas por derrames de petróleo

El Presidente de la Mesa de Concertación para la Lucha contra la Pobreza, Federico Arnillas Lafert, expresó su respaldo el pedido de las Mesas de Concertación distritales de Cenepa, Imaza, Río Santiago y provinciales de Bagua y Condorcanqui de dar prioridad de atención a los problemas de desnutrición crónica, anemia así como a los casos de VIH-SIDA que afectan a la población incluyendo a niños, niñas y adolescentes de esta provincia.

En su reciente visita a la región Amazónica, Arnillas se reunió con representantes de organizaciones sociales, instituciones y las autoridades ediles de Condorcanqui,  Hermogenes Lozano Trigoso, de Imaza, Atonel Danducho Akintui, del Cenepa, Manual Díaz Nashap, en la localidad de Santa María de Nieva, provincia de Condorcanqui. También se reunió con el alcalde de Bagua, William Segura Vargas.

med2_img-20160929-wa0007.jpgEl titular de la MCLCP señaló que "La situación de la infancia y adolescencia de las poblaciones originarias de la selva peruana son un llamado de atención a todo el país y “muestran la necesidad de seguir actuando en la protección de los derechos de las niñas niños y adolescentes”. Solo en la provincia de Condorcanqui el 43% de niñas y niños menores de 36 meses tienen anemia y el 36.8% de menores de cinco años padece desnutrición crónica, según información de la Red de Salud de Condorcanqui.

“Una realidad semejante se observa en provincias de Loreto como Datem del Marañon y la situación se agrava en las áreas afectadas por derrames de petróleo que han contaminado las fuentes de agua y los peces que son fundamentales en la vida y la dieta de la población”. También manifestó que los diversos derrames de petróleo, cualquiera sea la causa de los mismos, “han terminado por agravar aún más la situación preexistente y contribuyen a configurar una efectiva situación de emergencia humanitaria”.

Según el reporte de seguimiento a las políticas de salud, recientemente aprobado por el Comité Ejecutivo Nacional de la MCLCP, y que toma como referencia cifras de la última ENDES difundida por INEI, la desnutrición crónica infantil ha disminuído a nivel nacional, sin embargo persiste una alarmante brecha entre áreas urbanas y rurales, mientras que la anemia en menores de 36 meses, que se incrementó entre los años 2011 a 2014, aún se mantiene en 43.5%. El grupo de edad más crítico es el de 4 a  18 meses.

Arnillas expresó su preocupación pero el desarrollo de las actividades en materia preventivo-promocional, en especial en el caso de vacunación donde “las coberturas de vacunas  están bastante por debajo de lo necesario para tener una adecuada protección de nuestra población”. Señaló que las bajas coberturas son un problema nacional y  especialmente significativo en Lima Metropolitana y en las regiones de Selva.

Según el INEI, en el 2015 la proporción de menores de 12 meses con vacunas básicas completas para su edad fue de 69.4% como promedio nacional, en Lima metropolitana baja a 67.4% y en selva rural llega hasta 55.7%. En el primer semestre de 2016 el promedio nacional habría subido a 70.7%, Lima metropolitana estaría en 68.9%; selva rural habría mejorado en 8 puntos porcentuales llegando a 63.2% pero aun tendría las más bajas coberturas nacionales.

También indicó que la población de los distritos del ámbito del Programa Juntos tiene coberturas similares o superiores a las de Lima Metropolitana (68,8% y 69,4% para 2015 y 2016 respectivamente).

med2_bagua_setiembre_2016.jpg